“Triste San Valentín” (2011) [reseña]

“Triste San Valentín” (Blue Valentine) es una película dirigida por Derek Cianfrance y que participo en el 26° Festival de Sundance (2010), sin embargo en Australia se estrenó el pasado 26 de diciembre de 2010 y en Estados Unidos de América el 29 de diciembre de 2010. Es una de las cintas que ha recibido buenas críticas desde su presentación en Sundance en enero de 2010 y ha acumulado nominaciones al mejor actor y mejor actriz en los Academy Awards que se celebraran el 27 de febrero de 2011, así como en los pasados Golden Globes 2011 . Su protagonista Michelle Williams está nominada como mejor actriz al Oscar por su interpretación.

Muchas son las historias de vida de miles de parejas que dicen que al pasar de los años el amor se desgasta, la chispa se apaga y ni hablar de la pasión de los primeros días del romance. Muchas son también las películas que nos cuentan historias rosas, en donde los protagonistas superan cualquier obstáculo gracias a su eterno amor y logran vivir felices para siempre. Otras en cambio nos muestran el reverso de una historia de amor, nos hablan de la desilusión y de la crudeza de superar ese instante de pérdida momentánea en la vida, de sobrellevar la vida en pareja; como por ejemplo “Solo un sueño” o “500 días con ella”. “Triste San Valentín” puede hacerle compañía a las dos películas antes mencionadas, eso sí, cada cual con su encanto propio.

El enamoramiento y el desafecto, ambos lados del camino del amor son momentos circunstanciales tocados a la perfección en “Triste San Valentín”; momentos atrapados en una promesa “en lo bueno y en lo malo”.

“Triste San Valentín” retrata la historia de un matrimonio compuesto por Cindy (Michelle Williams) y Dean (Ryan Gosling) quienes tratan de salvar su relación de pareja que se ha visto afectada con el pasar de los años. Sumergidos en su cotidianeidad Dean toma la decisión de tomarse un momento para los dos y pasar una noche romántica en un motel de habitaciones temáticas, con el propósito de reavivar su amor.

Mientras se desarrolla la historia, cada personaje recuerda la forma en la que se conocieron y cómo es que se enamoraron uno del otro. En su juventud Dean comienza a trabajar en mudanzas, mientras que Cindy estudia medicina, cuida a su abuela y sale con Bobby Ontario, quien es un chico popular y esta encaprichado con Cindy.

Dean realiza una mudanza de las pertenencias de Walter, un anciano que vive en el mismo edificio que la abuela de Cindy y es entonces cuando por casualidad conoce a Cindy. Dean está convencido de que ha encontrado el amor de su vida y de que ha conocido lo que es el amor a primera vista. Mientras que Cindy sigue su relación con Bobby Ontario y le cuestiona a su abuela cómo es sentirse enamorada de alguien.

Al pasar de los días Dean sigue pensando en Cindy, pero ella no lo ha llamado aun. Razón por la que Dean planea visitar a Walter para entregarle una de sus pertenencias extraviadas durante la mudanza, es entonces cuando va al edificio y solo encuentra a la abuela de Cindy. Desilusionado por no haber encontrado a Cindy ni a Walter toma el autobús de regreso y es cuando encuentra a Cindy quien le cuenta que Walter ha muerto.

Es quizá ese momento, esa noche de su encuentro en el autobús lo que desatará y dará lugar a una de las mejores secuencias de la trama. Me refiero cuando ella baila tap mientras él canta una canción improvisada. Con el pasar de los días y de varios encuentros se vuelven inseparables, se enamoran. En un momento inesperado Cindy se da cuenta de que está embarazada de su antiguo novio (Bobby Ontario).

Cindy no sabe qué hacer, ni en qué momento contárselo a Dean y cuando finalmente lo hace le dice que no sabe de quién está embarazada. Dean le demuestra su amor incondicional y entonces Cindy decide abortar por lo que Dean respeta su decisión y la acompaña a la clínica; llegado el momento Cindy se arrepiente y entonces es cuando Dean le propone que formen una familia juntos.

Tras seis años después de su primer encuentro en aquel autobús Dean y Cindy crían juntos a Frankie (Faith Wladyka). Mientras Cindy trabaja como enfermera Dean se dedica a pintar casas. Tanto la muerte de Megan (su mascota), como el reencuentro con Bobby Ontario en la licorería y la noche en el motel son momentos cruciales de la historia que sirven para atar cabos.

Es importante notar que la película está ambientada en la década de los 90’s, pues al principio apenas y se nota la aparición de cds musicales y posteriormente el tipo de auto que maneja Cindy así como su celular. Además de la tecnología, también el vestuario que es usado nos aporta datos para situarnos en dicha década.

El soundtrack de esta cinta corre a cargo en su mayoría a la banda de rock Grizzly Bear, originarios de Brooklyn; aunque cabe hacer una mención especial a la interpretación de Ryan Gosling, momento en el que definitivamente explotan los sentimientos y se logra conmover al espectador.

Con un desenlace inesperado, “Triste San Valentín” es un drama romántico que nos muestra ambas caras del amor, tampoco es fatídica, pero si cruda en cuanto al tema de un matrimonio desgastado por los lados siniestros, aburridos, desesperantes y cotidianos. Pero vamos ¿quién no ha sufrido a causa del amor?

Después de su exhibición en varios festivales de cine, las críticas se han divido, aun así “Triste San Valentín” es uno de los estrenos más esperados en América Latina para el mes de febrero y llegará a las salas de cine de todo México el próximo 18 de febrero de 2011.


Comentarios

Únete al Club

Recibe contenido y participa en promociones exclusivas!