Domingo poético

No es que muera de amor

No es que muera de amor, muero de ti. Muero de ti, amor, de amor de ti, de urgencia mía de mi piel de ti, de mi alma, de ti y de mi boca y del insoportable que yo soy sin ti. Muero de ti y de mi, muero de ambos, de nosotros, de ese, desgarrado, partido, me muero, te muero, lo morimos. Morimos …

Continue Reading
Domingo poético

Los últimos minutos de un Domingo

Pareciera que los días son solo días y así seria si no tuvieran un nombre; es que nos gusta encasillar y etiquetar las cosas para no perderlas de vista.  Creo que así paso con el domingo,  el más mítico de todos los días que viene impregnado de nostalgia y melancolía por la vida, tal vez …

Continue Reading
Domingo poético

No me mueve mi Dios

No me mueve mi Dios para quererte el cielo que me tienes prometido, ni me mueve el infierno tan temido para dejar por eso de ofenderte. Tú me mueves, Señor, muéveme el verte clavado en una cruz y escarnecido, muéveme tu cuerpo tan herido, muéveme tus afrentas y tu muerte. Muéveme, en fin, tu amor, …

Continue Reading
Domingo poético

Amor de tarde

  Es una lástima que no estés conmigocuando miro el reloj y son las cuatroy acabo la planilla y pienso diez minutosy estiro las piernas como todas las tardesy hago así con los hombros para aflojar la espalday me doblo los dedos y les saco mentiras. Es una lástima que no estés conmigocuando miro el …

Continue Reading
Domingo poético

Chau número tres – Mario Benedetti

Te dejo con tu vida tu trabajo tu gente con tus puestas de sol y tus amaneceres. Sembrando tu confianza te dejo junto al mundo derrotando imposibles segura sin seguro. Te dejo frente al mar descifrándote sola sin mi pregunta a ciegas sin mi respuesta rota. Te dejo sin mis dudas pobres y malheridas sin …

Continue Reading
Domingo poético

Poema 18- Pablo Neruda

Aquí te amo. En los oscuros pinos se desenreda el viento. Fosforece la luna sobre las aguas errantes. Andan días iguales persiguiéndose. Se desciñe la niebla en danzantes figuras. Una gaviota de plata se descuelga del ocaso. A veces una vela. Altas, altas estrellas. O la cruz negra de un barco. Solo. A veces amanezco, …

Continue Reading